Escucha el post
Voiced by Amazon Polly
Turba, uno de los materiales más usados para cultivar plantas
5 (100%) 100 vote[s]

Si te gustan las plantas y si, además, llevas a cabo tareas de jardinería, estamos seguros de que lo que detallaremos en este post te sonará de algo.

Hoy, una vez más, cambiamos de tercio y nos centraremos en explicarte qué es la turba. ¿A que te suena esta palabra?

Con este artículo aprenderás qué tipos de turba hay, cómo se forma y para qué se usa. Una vez que termines ya podrás usar estos conocimientos en tu jardín.

¿Empezamos?

¿Qué es la turba?

Turba, una de las palabras más usadas en jardinería, es un material orgánico constituido por elementos procedentes de la descomposición de vegetales.

Este material es de color pardo (oscuro o claro, dependiendo del tipo) y es muy rico en carbón. Su naturaleza depende de las condiciones medioambientales presentes en su formación.

Se usa principalmente en jardinería formando parte del sustrato. Relacionado con esto, sus características principales son las siguientes:

  1. Porosidad: la turba tiene una alta porosidad que permite la circulación del aire y el correcto drenaje del agua por parte de las raíces de la planta. Este material es perfecto para aquellas especies que no toleren los encharcamientos.
  2. Intercambio catiónico: su pH es variable y se suele encontrar entre 3-4 cuando se trata de la turba rubia y entre 7-8 cuando es turba negra (los tipos de turba se analizarán más adelante).
  3. Retención del agua: es un elemento capaz de lograr la retención de la humedad, por ello se emplea junto con otros compuestos (perlita) para evitar los excesos y los temidos encharcamientos.
  4. Nutrientes: cuenta con escasos nutrientes, de ahí que sea muy habitual abonar con frecuencia para suplir la falta de estas sustancias.

¿Cómo se forma la turba?

La turba es un material formado por especies vegetales descompuestas. La formación de esta “sustancia” es el primer paso por el que la vegetación se transforma en carbón mineral (tal y como hemos dicho antes, la turba es muy rica en carbón).

Es un proceso lento.

En las cuencas en las que se forma (turberas) y en la parte más superficial de éstas, es donde los residuos vegetales, a través de la descomposición anaeróbica, lignina y celulosa, se transforman en turba.

Según el grado de descomposición y la zona, la turba será de un tipo u otro. Pero de esto hablaremos en el siguiente apartado.

Tipos de turba

Tal y como te hemos adelantado anteriormente, existen dos tipos de turba, diferenciadas entre sí por sus particularidades:

Turba rubia

También llamada turba alta, es la que se desarrolla en las regiones con climas suaves, donde las precipitaciones son abundantes, las temperaturas son suaves y en las que la radiación solar escasea.

En estos lugares se desarrollan especies poco exigentes complejas de descomponer por lo que la estructura principal de la vegetación que forma la turba queda prácticamente inalterada.

Como consecuencia, la tierra es pobre y el pH es bajo.

Turba negra

La turba negra, denominada así por el color oscuro que tiene la vegetación que se ha descompuesto casi por completo, se desarrolla en zonas bajas ricas en bases.

A diferencia de la anterior, su pH es alto y es la más adecuada para cultivar prácticamente todo tipo de plantas. Se podría decir que es casi un “sustrato universal”.

¿Para qué se usa la turba?

A estas alturas del artículo ya te podrás estar imaginando para qué se usa la turba. Pero, a diferencia de lo que muchos pensamos, no solo se emplea en jardinería, también tiene otros usos.

  • Cuando se deseca, puede usarse como combustible. Este uso está limitado a las regiones que disponen de turberas aprovechables (Islandia o Escocia).
  • Jardinería: es uno de los materiales más empleados en el cultivo de plantas. Mejora los suelos, favorece el desarrollo de las raíces (es muy porosa) y cuando las condiciones no son idóneas, se mezcla con elementos como la perlita o se aportan abonos extra.
  • Cuidados de la piel: debido a la cantidad de agua que retienen, a su acidez y a sus compuestos químicos, la turba natural también se puede utilizar como tratamiento de la piel. Pero ojo, antes de usarla, pregunta a un profesional.

Y hasta aquí nuestro artículo de hoy. Esperamos que te haya servido de ayuda a la hora de cultivar plantas en tu jardín y que te haya dado respuesta a las posibles dudas que pudieses tener en relación a este sustrato tan característico.

¡Nos vemos en la próxima entrega!

Resumen
Turba, uno de los materiales más usados para cultivar plantas
Nombre
Turba, uno de los materiales más usados para cultivar plantas
Descripción
Artículo de jardinería en el que explicamos qué es la turba, uno de los materiales orgánicos más usados en el cultivo vegetal. Además, detallamos los tipos y para qué se emplean.
Autor
Nombre de autor
Todohusqvarna.com
Logo