Escucha el post
Voiced by Amazon Polly

Empezamos diciembre con una nueva ficha. Esta vez, nuestra protagonista absoluta será la planta denominada Tillandsia.

Sí, lo sabemos.

Nos hemos vuelto muy científicos con todas estas palabrejas tan raras. Por ello, no está de más que hablemos “en cristiano”. Pues bien, la Tillandsia es la planta conocida comúnmente como Clavel del aire.

¿A que ahora ya sabes de qué va la cosa?

La Tillandsia sp es una especie aérea que se puede encontrar tanto en los desiertos, como en los bosques o montes de América. En su hábitat natural crecen sobre otras plantas, como por ejemplo árboles.

Si estás pensando en renovar tu jardín o decorar ese espacio aburrido y soso, debes saber que los claveles del aire son extremadamente sencillos de cultivar. No hay que tener demasiada experiencia (o casi ninguna) en jardinería para plantar uno de ellos.

Asimismo, las Tillandsias ganan popularidad con el paso de tiempo. Y no solo por su apariencia. También se han convertido en la planta ideal para aquellos usuarios que no tienen tiempo de cuidar su jardín.

Para conocer todos los detalles del clavel del aire, solo tienes que leer el análisis que te presentamos a continuación. En éste encontrarás detalles, características y recomendaciones de cultivo.

¿Empezamos?

Tillandsia: Qué es y qué características tiene

Nombre científico: Tillandsia sp

Nombre común: Tillandsia, Tillandsia aérea, Clavel del aire

Clase: Liliopsida

Orden: Poales

Familia: Bromeliaceae

Género: Tillandsia

Origen: La Tillandsia es una especie aérea originaria del continente americano. Se distribuye desde Estados Unidos hasta las regiones de México y algunas Islas del Pacífico. En su hábitat natural se puede encontrar tanto en los desiertos como en los bosques tropicales.

tillandsia-flor

La Tillandsia, también conocida como clavel del aire, es una especie área que se caracteriza por su crecimiento. Se trata de una planta epífita o, dicho de otro modo, se desarrolla “abrazada” a otra especie, normalmente árboles de mayor tamaño.

Tal y como se ha mencionado, este clavel se puede encontrar tanto en los desiertos como en los bosques tropicales. Un hecho que nos da entender que no son muy exigentes en cuanto al clima y a las temperaturas. Pero esto, lo veremos más adelante.

Es una planta perenne que puede llegar a medir unos 8 metros de longitud.

Su tallo, colgante formando hebras muy delgadas, está muy ramificado. En cuanto a sus hojas, cabe señalar que son muy estrechas, más anchas en la base y algo curvadas. Pueden llegar a tener unos 5 cm de largo y su superficie es muy escamosa.

La Tillandsia tiene una flor formada por 3 sépalos unidos en la base.

La corola de las inflorescencias cuenta con 3 pétalos estrechos, de hasta 11 mm de largo y puede ser de color verde o azul. La floración puede llegar a prolongarse durante muchos meses o, por el contrario, puede ser muy breve.

Quizás su característica más importante sea la ausencia de raíces.

Al tratarse de una especie epífita, casi no desarrolla ninguna. De hacerlo, las pocas que aparecen tienen como objetivo principal la fijación de la planta, no la absorción de nutrientes o agua (que es lo que pasa con la mayoría de especies).

Asimismo, es importante mencionar que la Tillandsia, aunque se fija a otras especies (normalmente árboles de gran tamaño), no es una parásita. Lo que necesita para sobrevivir y desarrollarse correctamente lo obtiene de los alrededores y no del huésped sobre el que crece.

¿Y qué es lo que necesita para crecer de forma adecuada? Esta es una pregunta que se contestará en el próximo apartado.

Los cuidados que requiere la Tillandsia

tillandsia-cultivo

La Tillandsia es una especie extremadamente sencilla de cultivar y, aunque no es exigente en cuanto a ciertas condiciones de cultivo, sí requiere que se cumplan unos factores para desarrollase adecuadamente.

Hablamos de riego, abonado o por ejemplo la luz.

La luz que necesitan las Tillandsias

El clavel del aire prefiere habitar en zonas en las que la luz del sol llegue de forma indirecta (sobre todo en el verano). Sí acepta el sol directo en la época de invierno.

Si has decidido plantarlo en interior, debes saber que prefiere estar cerca de una ventana soleada y el aire libre en el periodo de más calor.

El riego adecuado

Las Tillandsias no necesitan casi agua para sobrevivir, pero sí requiere una cierta humedad.

El riego se puede hacer usando agua de lluvia o agua mineral. En último caso, la del grifo.

 A esta planta le gusta ser pulverizada diariamente, sobre todo en verano.

El abonado del clavel de aire

La Tillandsia se debe fertilizar cada 15 días aproximadamente. Para ello, hay que aplicar el fertilizante diluido en el agua que se use para pulverizar.

Antes de proceder con ello, asegúrate de que estás usando el producto adecuado. Si no lo tienes claro, acude a un profesional o a un centro de jardinería.

Como ves, la Tillandsia es muy sencilla de cuidar y cultivar. Basta con que se cumplan las condiciones anteriores para conseguir el máximo esplendor de la planta.

Las plagas y las enfermedades que pueden afectar a la Tillandsia

tillandsia- ionantha

Aunque es una planta poco exigente y de fácil cultivo, la Tillandsia no está exenta de sufrir alguna enfermedad o verse afectada por alguna plaga.

Las consecuencias son muy negativas. Hay ocasiones en las que la planta llega a morir. Por ello, no está de más conocer los causantes de estas enfermedades y los efectos que pueden tener en estos claveles aéreos.

La peste de la araña roja

La plaga más significativa que puede afectar a las plantaciones de Tillandsias es la de la araña roja.

Este ácaro ataca a la planta cuando los ambientes son muy secos. Se sitúa en el envés de las hojas, ya que es una de las zonas con más poros, y desde ahí se alimentan de la savia y las células del clavel. Sabrás que tu cultivo está afectado cuando observes que las Tillandsias se tornan amarillas. Una vez que la araña roja ha atacado, la planta es vulnerable frente a los ataques de patógenos como por ejemplo los hongos o las bacterias.

De no poner remedio, la vegetación puede morir.

¿La solución? La prevención es un factor clave. Riega adecuadamente, lleva a cabo el abono y ofrece la mejor cantidad de luz. Si la prevención falla, se recomienda echar mano de jabón potásico. Éste ablanda el esqueleto de la araña, haciendo que finalmente muera.

Como has podido comprobar en esta ficha, la Tillandsia es una especie muy sencilla de plantar. Las condiciones de cultivo que se deben cumplir son las relacionadas con el riego, el abono y la luz solar. De hacerlo bien, tendrás un clavel de aire perfecto.

Y hasta aquí nuestro análisis. Nos vemos en próximas entregas.

 

Resumen
Cónocelo todo sobre la Tillandsia, la especie de fácil cultivo
Nombre
Cónocelo todo sobre la Tillandsia, la especie de fácil cultivo
Descripción
En esta ficha analizamos la Tillandsia, una especie arbórea y epífita de sencillo cultivo. También se conoce como Clavel del aire y se caracteriza por no tener raíces.
Autor
Nombre de autor
Todohusqvarna.com
Logo