Escucha el post
Voiced by Amazon Polly

Volvemos un día más con un post perfecto para los amantes de la jardinería, teniendo como protagonista a una planta muy especial, el árbol del membrillo.

También conocido como membrillero o Cydonia oblonga, esta especie tan popular, se usa principalmente para la producción de frutos (membrillos). Originaria de Asia, es una planta caducifolia con flores aromáticas que, a pesar de lo que podamos pensar, tiene mucho que ofrecer.

¿Quieres saberlo todo sobre el árbol?

Si es así, te interesa seguir leyendo. En este artículo te enseñaremos qué es el árbol del membrillo, cuáles son las características más importantes, qué usos tiene y cuáles son sus cuidados básicos. Una ficha completa que seguro te ayudará a la hora de afrontar la plantación de esta especie.

¡Vamos con ello!

¿Qué es la Cydonia oblonga o árbol del membrillo?

Como ya te hemos adelantado, Cydonia oblonga es el nombre científico del árbol del membrillo o membrillero.

Conocido por su producción de frutos, esta especie es originaria de Asia y se cultiva desde hace miles de años, por lo que no es de extrañar que en regiones como Oriente Medio o la antigua URSS tenga una gran importancia económica.

En España, los cultivos de membrillo son escasos, excepto en zonas como Andalucía o la Comunidad Valenciana, lugares donde se produce de forma más habitual.

Nombre científico   Cydonia oblonga
Nombre común   Árbol del membrillo, Membrillero
 Clase   Magnoliopsida
 Familia   Rosaceae
 Género   Cydonia
 Especie   Cydonia oblonga
 Origen   Especie originaria del continente asiático.

El género al que pertenece el árbol del membrillo, Cydonia, abarca plantas de porte arbóreo pertenecientes a la familia de las rosáceas.

Su única especie es la Cydonia oblonga.

¿Cuáles son sus características destacadas?

El membrillero es un árbol de tamaño medio, capaz de alcanzar los 6 metros de altura si se deja crecer con libertad. Su tronco es muy tortuoso, de color verde con tonos rojizos y su corteza es lisa, grisácea y se escama con el paso del tiempo.

El árbol del membrillo desarrolla una copa irregular si no se poda, ramas sin espinas, parduzcas y ramillas jóvenes tormentosas.

ramas-arbol-del-membrillo

Una de las características más destacadas de estas ramas es que pese a la tortuosidad que presentan con el paso del tiempo, en sus inicios son flexibles y tenaces. Esta particularidad le ha servido para que en el pasado se haya usado para elaborar mimbre.

De hecho, el nombre castellano “membrillo” proviene del diminutivo de mimbre –“mimbrillo”.

Sus hojas son caducifolias.

El follaje se seca y cae en la época otoñal, dando lugar a una estampa muy bonita. Estas hojas son grandes (pueden llegar a medir 10 cm de longitud), se desarrollan de forma alterna, son simples y están recubiertas con una especie de pelos blancos.

¿Y las flores?

A diferencia de lo que en un primer momento podamos pensar, el árbol del membrillo desarrolla unas preciosas flores que llenan de vida cualquier espacio. Aparecen a finales de primavera en las axilas de las hojas, suelen ser de color blanco o rosa y tienen cinco pétalos.

Los frutos, como bien sabrás, son de color amarillo-dorado, en forma de esfera, de unos 7 cm de longitud (dependiendo de la variedad). A estos se les conoce como membrillos.

Con una corteza áspera, un aroma muy agradable y un sabor similar al del limón, en definitiva, no son nada dulces. Este sabor cambia cuando se transforma en mermelada o jalea, en crudo no suelen consumirse.

Los usos del árbol del membrillo

No hay lugar a dudas, el membrillero se usa mayoritariamente para la producción de frutos. Es un árbol muy apreciado en cocina, pues de los membrillos se hacen mermeladas, compotas, jaleas o pudin.

Tal y como te contábamos, los frutos del árbol no suelen consumirse en crudo, pues son agrios. Sin embargo, tienen una gran importancia en la elaboración de postres.

Además, poseen propiedades medicinales, por lo que se ingieren para tratar afecciones relacionadas con el aparato digestivo.  Son astringentes, digestivos, expectorantes y estimulantes.

Otro uso importante y que a veces olvidamos es el de ornamentar jardines.

Cuando florece, el árbol del membrillo es espectacular, por lo que no es raro que su empleo en la decoración gane popularidad. Se le puede dar forma de seto, pues admite la poda.

El cultivo del membrillero: Cuidados básicos

arbol-del-membrillo-hojas

Cydonia oblonga es resistente, rústico y de bajo mantenimiento. Resiste el frío intenso del invierno y puede cultivarse en casi cualquier tipo de suelo, por lo que seguro que no tendrás problema a la hora de cuidarlo.

Pese a ello, de vez en cuando hay que mimarlo, pues como todas las plantas que hemos analizado en el blog, va a necesitar ciertos cuidados de tu parte.

No te preocupes, lo que tienes que saber es muy básico.

Luz, temperaturas y sustrato

El membrillero requiere una exposición a pleno sol, aunque sí es verdad que tolera algo de sombra. El clima perfecto es el que tenga unas temperaturas generalmente templadas, con veranos calurosos y los inviernos largos (soporta bajas temperaturas).

El lugar que elijas, debe tener una buena ventilación y debe estar bien aireado.

No es exigente en cuanto al sustrato en el que se plante, de hecho, es capaz de crecer tanto en suelos pobres en nutrientes como en terrenos fértiles.

¿Lo mejor?

Cultivarlo en tierra arcillosa, con un buen drenaje, húmeda y fértil, con un pH ligeramente ácido (5.6-7.2). Si lo haces así, no tendrás problema y lograrás un árbol bonito y verde.

Riegos

regar

Por lo general, el árbol del membrillo se debe regar con más frecuencia cuando hay sequía y menos habitualmente en invierno. Lo más recomendado es hacerlo una vez a la semana.

El terreno debe estar húmedo, pero no encharcado.

A la hora de regarlo, hazlo alrededor de su tronco, ya que sus raíces crecen más horizontalmente que verticalmente.

Abonos

Antes de la plantación, es aconsejable abonarlo con una buena cantidad de estiércol o compost. Además, se recomienda fertilizarlo cada año con un abono orgánico, fosfatados y potásicos.

No te excedas con los fertilizantes, pues es mejor abonar de menos que de más. Un exceso puede causar frondosidad en detrimento de la producción de membrillos.

Antes la duda, mejor acude a un centro especializado, allí te ayudarán y aconsejarán.

Podas

cortasetos

El árbol del membrillo acepta la poda, tanto de mantenimiento como de formación. De hecho, es habitual plantarlo y darle la forma de seto.

¿Cómo se poda? Es un proceso muy sencillo.

Durante la época de formación deberás despuntar, procurando fomentar el crecimiento, pero manteniendo en todo momento un buen equilibrio.

En los periodos de producción, es decir, cuando comienzan a aparecer los frutos, sólo se aconseja llevar a cabo una poda de mantenimiento. Elimina las ramas que se encuentren en mal estado o que no encajen con la forma del árbol.

Y hasta aquí nuestro artículo de hoy.

Esperamos que te haya servido de inspiración y, sobre todo, de ayuda a la hora de afrontar los cuidados y cultivo de un árbol del membrillo.

¡Nos vemos en la próxima entrega!

Resumen
Árbol del membrillo, más que un simple arbusto frutal
Nombre
Árbol del membrillo, más que un simple arbusto frutal
Descripción
En esta ficha de plantas analizamos todas las características, usos y cuidados del árbol del membrillo.
Autor
Nombre de autor
Todohusqvarna.com
Logo